Saltar al contenido
✦Psicólogos Gandía✦

Ataques de pánico

Ataques de pánico y ansiedad, como superar los atques de panico, crisis de panico

El trastorno de pánico. Un gran problema del siglo XXI

Los ataques de pánico o crisis de pánico podemos definirlos como aquella situación en la cual la persona sufre una sensación de miedo y angustia extrema por algún motivo relacionado con lo que piensa que va a ocurrir y que para nada se corresponde con la realidad.

Las crisis de pánico o ansiedad en la mayoría de los casos se presentan de forma repentina, supuestamente sin causa justificada, imposibilitando de forma grave a la persona.

Como bien hemos dicho antes, los ataques de pánico pueden presentarse de forma repentina y en cualquier tiempo y lugar, es decir, pueden ocurrir en los lugares menos esperados, como pueden ser en el supermercado, reuniones, trabajo, centros comerciales…

La problemática redunda que cuando se sufre un ataque de pánico en determinada situación, (ejemplo: Centro Comercial) la persona siente la necesidad de evitar ese lugar en el cual se produjo, originando una gran ansiedad con sólo pensar el verse envuelto de nuevo en esa circunstancia o en ese lugar.

En la actualidad no se conoce con certeza el origen de los ataques de pánico, sin embargo los últimos estudios científicos apuntan que las características genéticas influyen de forma muy activa en su desarrollo. Dicho todo lo anterior, es importante que sepas que pueden tener un grave impacto en la vida de las personas, por lo que hay que buscar el mejor tratamiento para los ataques de pánico.

crisis de panico, como superar el panico

Síntomas de ataques de pánico y ansiedad

Los ataques de pánico se pueden manifestar por muchos motivos, sin embargo el más habitual es  por la acumulación de situaciones negativas y por ansiedad. Hay que saber cuales son los síntomas de los ataques de pánico y ansiedad y que estos pueden ser tanto físicos como psicológicos, los cuales te detallaré algunos a continuación.

Síntomas físicos

  • Sudoración.
  • Escalofríos.
  • Hormigueos en el cuerpo.
  • Pulso acelerado.
  • Dilatación de pupilas.
  • Hiperventilación.
  • En algunos casos náuseas y vómitos.
  • Molestia o dolor torácico.

Síntomas psicológicos

  • Miedo a morir
  • Angustia y miedo extremo.
  • Ansiedad extrema.
  • Pensamientos aterradores.
  • Sufrimiento desmesurado.
  • Alto grado d excitación.
  • Etc…

¿Cuales son las causas de los ataques de pánico?

Antes de explicar a qué se deben las crisis de pánico, es interesante comentar su prevalencia. Alrededor de un 10% de la población adulta general ha sufrido en alguna ocasión un ataque de ansiedad. Pese a que la edad de inicio suele rondar los 15 años, también existen casos de ataques de pánico en niños.

Los ataques de pánico o crisis de ansiedad pueden ser explicados desde diferentes perspectivas psicológicas. Cada una de ellas los atribuye a una serie de causas determinadas que no son excluyentes entre ellas y que convergen en la misma reacción fisiológica.

Cómo controlar los ataque de pánico

Según mi experiencia profesional, puedo decirte que la mayoría de las personas que han sufrido un ataque de pánico, vuelven a sufrir una situación parecida, sin embargo no es excesivamente preocupante, ya que los ataques de pánico es un problema que tiene solución.

En primer lugar, antes de decirte cómo evitar los ataques de pánico y ansiedad  es necesario que sepas que son sólo pautas y que para poder superar los ataques de pánico es necesario terapia psicológica, y en algunos casos incluso farmacológica. Por consiguiente, te aconsejo que no lo intentes por tus fuerzas, ya que lo único que estarías consiguiendo es agravar la situación ya que este problema va aumentando y afianzándose con el paso del tiempo.

Una vez se haya desencadenado, podemos seguir unas pautas que nos ayudarán a cómo combatir el pánico, sin embargo no son suficientes para solucionar el problema, ya que lo ideal y necesario es solicitar ayuda psicológica.

Cómo superar los ataques de pánico en tres pasos

Primeramente debes pararte a pensar y ser consciente de lo que te está sucediendo, es decir, debes saber que tu reacción es totalmente exagerada ante y a qué se debe el ataque pánico.

La segunda cosa que debes tener en cuenta son las sensaciones que estás teniendo. No debes dejarte llevar por esas sensaciones y es muy importante que sepas que no son peligrosos los ataques de pánico, simplemente son sensaciones desagradables, pero que para nada está en riesgo tu vida. Si te dejas llevar por ellas, simplemente conseguirás que aumenten.

Una de las claves de cómo combatir el pánico es aprender a controlar la respiración. Debes concentrarte en respirar, hazlo por la nariz y expulsa el aire lentamente por la boca, intentando respirar despacio, ya que la hiperventilación sólo agravará los síntomas.

Cuando respiramos despacio mandamos una señal a nuestro cerebro de que no existe ningún tipo de peligro, ya que respirar deprisa es una señal de alarma a nivel físico. El control de la respiración tiene muchos beneficios, pero los más importante es que no sólo te ayuda a disminuir tu ritmo cardiaco, sino que también te permitirá detener los pensamientos negativos y superar el pánico.

Por último, debes desafiar esos pensamientos que tanto te aterran, de forma gradual y progresiva, por otros pensamientos menos irracionales y más adecuados a la realidad que te encuentras viviendo.

Para llevar a cabo este último paso es necesario aprenderlo en las sesiones de psicología, a través de la terapia cognitivo conductual, ya que para poder hacerlo correctamente hay que tener cierta práctica. La terapia cognitivo conductual te ayudará a encontrar la causa de tus emociones y poder enfrentarte con ella.

Una vez dicho todo lo anterior, si estás sufriendo y quieres saber cómo superar las crisis de pánico, es un buen momento para solicitar ayuda psicológica y pongas remedio a esta situación.

¿Cómo ayudar a una persona que está sufriendo un ataque de pánico?

Los crisis de pánico y ansiedad es una situación muy angustiosa, tanto para la persona que lo sufre, como para la persona que lo presencia. Es normal que nos pongamos nerviosos y no sepamos qué hacer cuando vemos a alguien con espasmos, temblores, sudoración, presión en el pecho… A continuación te daré unos pasos muy sencillos para que sepas qué hacer cuando alguien sufre un ataque de pánico.

En primer lugar, ante esos síntomas y si desconocías que la persona padecía de ataques de pánico, llama a los servicios de emergencias 112. Si por el contrario eres sabedor de este problema lo más importante es que mantengas la calma y así puedas transmitir tranquilidad.

Intenta hablar de forma pausada, cálida y con un lenguaje corporal sin movimientos bruscos, así como evita en la medida de lo posible impartir órdenes o hablar de forma imperativa.

Intenta saber si se encuentra en tratamiento farmacológico, para saber si toma alguna medicación cuando sufre las crisis. Es importante que no entres en debate sobre la irracionalidad del miedo o la fobia, con frases como “Sólo es tu imaginación” “Tranquilo que no es real”. Esta postura sólo hace que la persona se sienta peor, incomprendida por lo que le angustiará más.

Debes animarla continuamente, diciéndole que todo pasará en breve, que lo está haciendo muy bien. Intenta mantener su atención en otras cosas, pregúntale de qué color es su coche, su receta favorita, es decir, intenta alejar el miedo de su mente.

No te alejes de la persona en ningún momento hasta que el ataque cese. Si pasados unos 15 o 20 minutos observas que sigue igual o ha empeorado, llama a los servicios de emergencias e infórmales de todo a su llegada. En muchos casos llevarla a un hospital puede empeorar la situación, ya que la angustia puede ir en aumento.

Pide cita
Dirección