Saltar al contenido
✦Psicólogos Gandía✦

Autoestima

baja autoestima

Introducción

Los problemas de autoestima son muy comunes en la sociedad en la que vivimos. Todos hemos escuchado alguna vez ¡Tengo la autoestima baja!, ¡Necesito que me suban la autoestima!, pero realmente lo que queremos es sentirnos bien y querernos tal y como somos.

¿Qué es la autoestima?

Es la valoración que se tiene de sí mismo. Tener una autoestima saludable, es importante ya que nos hace sentirnos bien. Pero además, hay otros aspectos que están relacionados con la autoestima y que no tenemos tan claro.

Cuando tenemos una autoestima sana, uno de los aspectos más importante es el auto-concepto, es decir, conocerse a sí mismo. Saber bien como soy, cómo me desenvuelvo, cómo soy en diferentes áreas…

Por este motivo, hay que saber diferenciar la autoestima del auto-concepto, que como bien indica la palabra, es el concepto que tenemos sobre nosotros.

  • Ejemplo: Carmen tiene un concepto más o menos negativo sobre ella, sin embargo tiene una autoestima saludable, es decir, acepta sus debilidades y carencias, pero se valora mucho a sí misma.

Algo muy importante que determina el estado de salud de nuestra autoestima, son los refuerzos positivos o negativos que hayamos tenido en la infancia y en la adolescencia. Los primeros paso en nuestra vida, van a ser fundamentales para nuestra seguridad emocional en el futuro.

A continuación te detallaré los diferentes tipos que podemos encontrar.

 Autoestima Inflada

Este tipo es muy perjudicial, ya que impide de forma notable establecer relaciones saludables con los demás, ya que la competitividad es constante y siempre quieren estar por encima de las personas a su alrededor.

Las personas con una autoestima inflada, reúnen unas características peculiares, las cuales te detallaré algunas  a continuación:

  • Se creen mejores que los demás.
  • Baja estima a las personas de su alrededor.
  • Su felicidad se encuentra en alcanzar el éxito a toda costa.
  • Incapacidad para escuchar.
  • Incapacidad de autocrítica.
  • Culpan de sus errores a otras personas.
  • Competitividad extrema.
  • Etc…

Autoestima alta

No hay que confundir la autoestima alta como algo negativo, todo lo contrario, tener una autoestima alta significa tener una imagen positiva sobre sí mismo.

Una autoestima saludable tiene su origen en la infancia. El apoyo que has recibido en tu casa, en el colegio y la relación con otras personas han sido beneficiosas. Si en la infancia te has sentido querido y has tenido un apoyo positivo, tendrás mayores posibilidades de ser una persona con alta autoestima.

Tener la autoestima alta es positivo, ya que las personas que gozan de una buena autoestima, se aceptan y se valoran a sí mismas. Ahora bien, esto no significa que no tengan dificultades y problemas en su vida, pero sí que podrán enfrentarse a ellos de una manera mucho más fácil.

Siempre se ha dicho que las personas con una autoestima alta se sienten superiores al resto, esto no es así, sino que disfrutan siendo como son, no siendo mejor que los demás.

Las personas con una alta autoestima, pueden reunir las siguientes características:

  • Son personas con un alto grado de confianza en sí mismos.
  • Son emprendedores.
  • Buena capacidad de autocrítica.
  • Reconocen sus errores cuando se equivocan.
  • Son asertivos.
  • Son organizados y ordenados en sus actividades.
  • Responsabilidad con sus actos.
  • Etc…

Baja autoestima

Una característica común en las personas con una baja autoestima, es que normalmente no se dan cuenta de lo que les ocurre. Rara vez, las personas con baja autoestima dicen algo bueno sobre sí mismas, a la misma vez que justifican una y otra vez su comportamiento y de alguna manera necesitan de la aprobación de las personas de su alrededor.

Este tipo de personas no confían en sí mismas, no se valoran, no confían en sus posibilidades, se sienten inseguras, el fracaso les inquieta, además son muy vulnerables a las críticas, ya que cualquier comentario les afecta, sobre todo si es negativo.

Otros indicadores que podemos detectar en un adulto con baja autoestima, son los siguientes:

  • Indecisión.
  • Necesidad de complacer a los demás.
  • Autocrítica excesiva.
  • Tendencia defensiva
  • Etc…

Por último, decir que la autoestima se puede trabajar y la podemos recuperar, es más, se necesita recuperarla para poder afrontar situaciones del futuro.

Por ello te aconsejo que para trabajar una buena autoestima, acudas a un buen profesional para que te proporcione las herramientas para conseguirlo.

Pide cita
Dirección